content top
Málaga Valley aborda los retos de las ciudades del futuro

Málaga Valley aborda los retos de las ciudades del futuro

Cazalla Gestion Malaga Valley

Cazalla Gestion Malaga Valley

El Club reúne a más de 600 investigadores y empresarios en su sexta reunión, ligada por segunda vez al encuentro Emtech

La profecía del vicepresidente de Acciona, Juan Ignacio Entrecanales, hizo que buena parte de los más de 600 asistentes a la reunión de Málaga Valley se removieran en el asiento. «Para 2050, si nada cambia, necesitaríamos los recursos de 2,3 Tierras». El reto de mantener el nivel de vida de una población creciente sin agotar los recursos ni contaminar de forma irreversible el planeta está ligado indisolublemente a las ciudades, donde vive más de la mitad de la población mundial. Sobre las tecnologías que permitirán resolver esta ecuación trató la sexta reunión del Club, que sirvió de punto de arranque al encuentro Emtech.
Científicos, investigadores, empresarios, emprendedores e inversores se reunieron para dibujar el camino que deben emprender las ciudades del futuro, fundamentalmente en lo que se refiere a la energía y los servicios. La elección de la temática no era baladí, ya que Málaga alberga varias iniciativas relacionadas con la utilización de las nuevas tecnologías para la mejora del hábitat urbano, encabezadas por ‘Smart City’ de Endesa.
Una vez más, Málaga Valley demostró su capacidad de convocatoria, atrayendo a ponentes de la talla del secretario de Estado de Telecomunicaciones, Víctor Calvo-Sotelo; el vicepresidente de Acciona, Juan Ignacio Entrecanales; el vicepresidente de Ferrovial, Joaquín Ayuso; el director del Grupo de Energía y Potencia de la Universidad de Oxford, Malcolm McCulloch; y el presidente de Puertos del Estado, José Llorca. Entre los asistentes, figuras de primerísimo nivel en el ámbito tecnológico como el presidente de Google en España, Javier Rodríguez Zapatero; el vicepresidente de Blackberry, Eduardo Fernández; o el cofundador de Twitter, Evan Henshaw-Plath. Precisamente en esta red social el evento llegó ayer a ser ‘trending topic’, es decir, el tema más comentado.
Lo cierto es que en esta edición se echó de menos un mayor nivel de concreción en las intervenciones. El mensaje que más caló fue la necesidad de crear proyectos de ciudades inteligentes que sean «aplicables desde ya». «Las tecnologías que harán posibles las ciudades del futuro ya existen, solo hay que aplicarlas», aseguró Eduardo Fernández. El presidente de Google España, por su parte, auguró un «cambio tecnológico sin precedentes» para los próximos cinco años, marcado por hitos como el «Internet de las cosas», lo que representa una gran oportunidad. «Málaga Valley es uno de esos entornos donde se genera el optimismo digital que empieza a hacer falta», afirmó.
El secretario de Estado de Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información, Víctor Calvo Sotelo, hizo hincapié en la necesidad de buscar «políticas apropiadas para el desarrollo de nuevos servicios que hoy ni siquiera imaginamos». Por su parte, el director del Grupo de Energía y Potencia de la Universidad de Oxford, Malcolm McCulloch, animó a «conseguir unos electrodomésticos más inteligentes, que consuman menos energía, reduciendo el voltaje, con contadores inteligentes que midan su uso y eficacia en cada hogar». Por su parte, el vicepresidente de Acciona explicó que el éxito de las ‘smart cities’ pasa por «la planificación, el desarrollo tecnológico y la concienciación». «En España, Vitoria y Málaga son ejemplo de ciudades comprometidas con la sostenibilidad», afirmó Entrecanales.
Tras él, el presidente de Puertos del Estado, José Llorca, destacó la importancia de «la conectividad global entre territorios», para las ciudades inteligentes y destacó el peso del transporte marítimo en la productividad del país. Finalmente, el vicepresidente de Ferrovial, Joaquín Ayuso, lanzó otra advertencia: de los 25,5 de viviendas españolas «más del 60 % no cumple los requisitos de eficiencia». Un problema que, en su opinión, representa también una oportunidad de negocio y creación de empleo si se articulan ayudas públicas. El alcalde, Francisco de la Torre, aprovechó el encuentro para ofrecer a Málaga como «laboratorio vivo» de proyectos que buscan dar respuesta a los citados retos.
 
Entra la Diputación
El Club Málaga Valley cuenta ya con 250 empresas e instituciones alineadas con su objetivo de convertir a Málaga en la ciudad de referencia tecnológica a nivel europeo, según anunció ayer su presidente, Javier Cremades. Entre sus nuevos miembros está la Diputación de Málaga, que aspira a extender la influencia de la marca ‘Málaga Valley’ a toda la provincia.
 
Fuente DIARIO SUR

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *